• Mar. Nov 30th, 2021

TODA VIDA CUENTA… FUNDACIÓN PONTIFICIA PREOCUPADA POR AUMENTO DE CRÍMENES CONTRA SACERDOTES Y RELIGIOSOS

Nov 14, 2021

La fundación pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada (ACN) expresó su preocupación por el peligro que corren sacerdotes, religiosos y misioneros laicos en muchas partes del mundo.

En un comunicado publicado el 9 de noviembre, la fundación informó que en lo que va de 2021 “al menos 17 de ellos han sido asesinados y 20 secuestrados”.

 “Ser sacerdote o religioso no te hace inmune a la violencia. Al revés: puede convertirte en objetivo preferente. A veces el motivo es económico, ya sea un robo o un rescate, y otras veces los agresores quieren silenciar la voz profética de la Iglesia, que denuncia la injusticia y la violencia. Pero también hay una creciente amenaza debido a la persecución y la falta de libertad religiosa”, dijo Thomas Heine-Geldern, presidente ejecutivo de ACN.

Según la fundación pontificia, “no hay lugar ni momento seguro”, ya que los miembros del clero son atacados en sus propias casas y en las iglesias, así como en la calle o saliendo de un banco, caminando o viajando en un vehículo.

“Los hay que han sido víctimas de disparos, apuñalamientos, machetazos y algunos han sido asesinados a golpes”, continuó.

ACN precisó que “está especialmente alarmada por la situación en Nigeria”, país “donde se han producido dos de los asesinatos y siete de los secuestros arriba mencionados” y en el que las circunstancias de los ataques varían.

Uno fue el caso del sacerdote claretiano Izu Marcel Onyeocha. El 10 de abril, cuando se dirigía a Owerri, en el sur de Nigeria, su vehículo sufrió una avería y al bajarse un grupo de presuntamente pastores fulani lo atacó con machetes, fue secuestrado y liberado a los dos días.

Otro país que preocupa es México, donde “al menos tres sacerdotes y un catequista han sido asesinados en incidentes separados”.

En junio, el sacerdote franciscano P. Juan Antonio Orozco Alvarado fue asesinado cuando se dirigía a celebrar la santa Misa en el pueblo de Tepehuana de Pajaritos, al quedar atrapado en el fuego cruzado entre bandas rivales.

ACN indicó que estos tipos de secuestros y asesinatos ocurren cada vez en más países, como Venezuela, Perú, Haití, Filipinas, Angola, Burkina Faso, Sudán del Sur, Uganda, Camerún y Mali.

“Incluso en Francia, considerado un país seguro, el P. Olivier Maire fue asesinado el 9 de agosto por un hombre al que hospedaba en la casa de los misioneros en Saint-Laurent-sur-Sèvre, y que estaba en espera de juicio por ser sospechoso del incendio provocado en la catedral de Nantes”, denunció la fundación pontificia.

Thomas Heine-Geldern dijo que “cuando la seguridad es mínima y la situación es frágil, todo el mundo abandona los lugares, pero los sacerdotes, religiosos y misioneros laicos católicos se quedan”.

“Su dedicación al servicio al prójimo los coloca en la línea de fuego. Por ello, necesitan más que nunca nuestras oraciones y nuestro apoyo”, recordó.

Del 17 al 24 de noviembre, ACN organiza la #RedWeek (#SemanaRoja). Durante esos días, cientos de catedrales, iglesias, monumentos y edificios públicos de todo el mundo estarán iluminados de rojo, como parte de una campaña internacional dirigida a concienciar sobre la persecución contra los cristianos y de la necesidad de libertad religiosa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *