13/06/2021

¿Qué comer y que no comer?

Hola, me alegra que estés aquí, si llevas el seguimiento de este blog, vienes de haber leído el tema de identificar los alimentos que nos intoxican y que se encuentran en nuestra despensa y al alcance en nuestra vida diaria sin darnos cuenta, hoy al comenzar a leer estas líneas te invito a reflexionar, ¿porque quiero comer bien?, ¿para qué quiero desintoxicar mi cuerpo? Date un momento y escríbelo, ¿listo? ¿Encontraste tu propósito? ¿Tiene sentido para ti hacer cambios en tu alimentación?

Te comparto el motivo por el cual yo decidí hacerlo, hice varias dietas, a medias, nunca con el compromiso de hacerlas al 100%, por flojera, por apatía o porque no tenía un propósito fijo, y como dice mi coach honor a quien honor merece, el Cuau Arau,  me motivo a tener un para que y esta pauta cambió el sentido de hacer cambios, el principal motivo que encontré fue mejorar mi concentración, mi memoria, uno de mis mayores temores es perder la memoria o desarrollar una enfermedad neurológica, ya que sin darnos cuenta con lo que consumimos el órgano que más se ve afectado es el cerebro.  Otra razón fue recuperar energía tanto física como mental, y finalmente, verme más joven y guapa jeje, eliminar esos gorditos abdominales y mejorar la calidad de mi piel y mi cabello.

Cómo médico he de comentarte que nuestros órganos y sistemas se confabulan para mantenernos con vida de calidad y su principal misión es proteger a los órganos internos y vitales como el corazón, los pulmones, el hígado, los riñones, el páncreas y el estómago, y para lograrlo si es que nosotros no le brindamos todos los nutrientes necesarios, entonces los órganos y estructuras periféricas o no vitales donan sus nutrientes para que esto suceda. Por eso la piel se arruga, se mancha, el cabello se cae, se debilita, las uñas no crecen o se quiebran fácilmente, los labios se secan y la memoria y la razón empiezan a fallar, como mecanismos de autodefensa y protección.

Nuestra cultura de salud, nos ha enseñado a basar nuestro bienestar en el consumo de medicamentos y suplementos cuando todo lo que necesitamos está en la calidad de los alimentos, su combinación, sus cantidades y el momento en que los consumimos.

El día de hoy, lo he logrado, no consumo ningún medicamento, tengo energía física y mental, me siento plena y disfruto de lo que hago y como, me despierto temprano y mis días son más productivos y esto es lo que quiero compartirte, la vida es para vivirla en plenitud, y en gran medida depende de cada uno de nosotros.

En el siguiente blog, te escribiré las proporciones de cada nutriente que deben estar presentes en nuestra dieta diaria para que poco a poco vayas disfrutando de todos los beneficios que están presentes en la naturaleza y a nuestro alcance.

Suscríbete a

mail