12/06/2021

JUSTICIA PARA QUIEN LO MEREZCA… PEDIRÁN PENA MAXIMA PARA EL SUPUESTO AUTOR INTELECTUAL

La Fiscalía General del Estado (FGE) pedirá la pena vitalicia para José Abraham R. L., presunto asesino de Jacivi Alejandra Hernández Grable.

El fiscal general César Augusto Peniche Espejel no descartó que la madre del inculpado también pueda ser detenida.

Dijo que la petición de la pena máxima será porque se cumple con todas las agravantes, como que estaba cerca de su entorno.

“Hay que tomar en cuenta que nuestro código todavía acepta la sentencia de prisión vitalicia, entonces seguramente será un caso en el que estaremos pidiendo nosotros esa penalidad”, mencionó.

Dijo que desde el inicio la carpeta se ha trabajado como feminicidio y se esperarán las resoluciones judiciales.

“Por lo pronto esta persona está sujeta a prisión preventiva, vamos a esperar la audiencia de vinculación y los datos que ha aportado el Ministerio Público y los investigadores en la carpeta para nosotros son suficientes para que se les finque una responsabilidad y sea llevado al proceso judicial correspondiente”, mencionó.

Al ser cuestionado sobre si la madre del presunto asesino se encuentra en calidad de detenida, dijo que “no por el momento”, sin descartar que conforme avance la investigación, más personas puedan ser arrestadas.

El domingo, José R. fue presentado ante una juez de primera instancia para que se le formularan los cargos que se le imputan dentro de la causa penal 4484/21 y hoy martes se realizará la audiencia de vinculación a proceso.

En la declaración que hizo ante el Ministerio Público, confesó que luego de que llevó a la mujer a su casa, sostuvo una discusión con ella por celos; mientras ella se quedó en la sala, acudió a la cocina y tomó unos guantes de látex, regresó con ella y se arrodilló y después la tomó del cuello y empezó a asfixiarla.

El cuerpo lo lanzó desde el techo de su casa, ubicada en la calle Sevilla de la colonia El Mirador, y lo dejó en el preescolar que se encuentra a espaldas.

Fue hasta el miércoles cuando al salir del trabajo acudió a comprar cal y regresó al lugar donde estaba el cuerpo para sepultarlo.

Las investigaciones del MP determinaron que la madre del inculpado, de nombre L. L. H. L., es la propietaria de ambas camionetas.

En su declaración, la mujer aceptó que escondió la camioneta Honda CRV color negro cuando se enteró a través de los medios de comunicación que la joven con la que su hijo había salido el domingo se encontraba desaparecida.

Dijo que al difundirse las imágenes de su camioneta decidió retirarle con alcohol los engomados para que no pudiera ser identificada y prefirió ocultarla hasta que Jacivi apareciera.

Aseguró que la cal en el patio de su casa se debe a que los vecinos le dijeron que había plaga de ratas y lagartijas, por lo que le pidió a su hijo que la comprara para poder ahuyentarlas.

Ayer lunes, familiares y amigos de Jacivi le dieron el último adiós: el cortejo fúnebre llegó hasta el panteón Jardines Eternos, donde fue despedida en una ceremonia privada sin acceso a medios de comunicación.

Suscríbete a

mail